Las frases más inspiradoras de los grandes Diseñadores Gráficos

Como era de esperarse, todo diseñador llega a desarrollar su propio proceso creativo, en donde llega a enfrentar obstáculos hasta alcanzar a cosechar grandes éxitos en su carrera hasta el punto en que se le llega a contratar mejor conferenciante para evento.

Tomar lo mejor del conocimiento de los grandes diseñadores gráficos mediante el conocimiento de sus palabras, como si se tratara de una charla de los mejores conferenciantes españoles de agencia de conferenciantes, viene a representar un desborde de sabiduría, pero a su vez, también resulta una fuente de inspiración.

En tal sentido, los diseñadores gráficos más exitosos a nivel mundial, hoy nos guían con la idea de poder observar el diseño desde distintos ámbitos para experimentar con nuevas técnicas, por eso no es de extra;ar que se les busque contratar como conferenciantes que ense;en su experiencia.

El diseño es liberador: Neville Brody

Director de arte, autor y fundador de conocidos estudios de representación gráfica, nos hace referencia El creativo sostiene que la limitación de las palabras se ha trascendido debido al descubrimiento de ese mundo sin límites que representa el diseño, por eso apoya la idea de contratar dise;adores conferenciantes para eventos.

El propósito es importante: Aaron Draplin

Esta es la frase que sostiene el diseñador gráfico que ha impartido TED Talks, conferencias en Google, además de diseñar un sello postal en 2019 en Estados Unidos. Aaron Draplin nos resalta la importancia del propósito en lo que hacemos: ¡involúcrate en proyectos que contribuyan en algo positivo a la sociedad!

Siempre se evoluciona: Paula Scher

Esta ha llegado a ser una gran figura dentro del diseño gráfico, Paula Scher, conocida como la creadora del rediseño de imagen de Windows y Citibank, estatus que le permite recomendar mantener siempre un estilo y conservarlo. No obstante, nunca se debe perder la capacidad de adaptación ante los cambios y evolucionar en compañía de ellos para que nuestro trabajo llegue a perdurar en el tiempo.

Diseñar para la posteridad: Massimo Vignelli

Este es uno de esos creativos que se han vuelto leyenda, por lo que vale la pena tomar su consejo. Massimo Vignelli, es el creador de la tipografía Helvética, además de ser el autor del mapa de las vías del metro de Nueva York, por lo que ha hecho historia en el mundo del diseño gráfico. 

Este profesional es un gran referente dentro de la industria, y qué mejor lección podría brindarnos que buscar la excelencia en nuestras creaciones. Después de todo, él nos dejará una gran huella, aun cuando ya esté en este mundo.

Pon límites: Lester Beall

Lester Beall fue conocido como una figura representativa del diseño gráfico que estuvo de moda durante la década de 1930, el mismo es autor de diversas portadas, carteles, y catálogos para el Chicago Tribune, Time y otros medios reconocidos mundialmente. Él hizo referencia a la importancia de marcar límites a los clientes al momento de atender sus solicitudes, debido a que en muchas oportunidades no se hacen.

Entender para aplicar: Muriel Cooper

Fue directora de MIT Press durante mucho tiempo, además de ser experta en el manejo de información y autora de libros que hacen referencia al diseño gráfico, como The Bauhaus, donde pone en relieve la importancia de entender lo que se aprende. El conocimiento que no es aplicado no sirve de nada; la información es una gran herramienta si se utiliza para el bien de los demás.

La magia del contenido: Jeffrey Zeldman

Es conocido como el «rey de los estándares web», del modo como lo llamó la revista Businessweek, además de ser el precursor del diseño web. El mismo señala la importancia de crear cualquier diseño con un significado real, con una historia detrás; de no ser así, entonces no se trata en realidad de un diseño.

El diseño gráfico es una vía de comunicación: Astrid Stavro

Lo mejor siempre será tomar en consideración las palabras de Astrid Stavro, quien es socia del prestigioso estudio internacional Pentagram, al crear cualquier diseño. No hay que perder de vista que el fin último del diseño radica en comunicar una idea; si esta es transmitida a la perfección, entonces ya se ha logrado un buen diseño.

El diseño en el centro de todo: Erik Adigard

De la forma como lo dice el diseñador de medios y cofundador de la revista M-A-D,  Erik Adigard: el diseño tiene tal relevancia que lo vemos en todos lados. Es la mezcla y resultado de grandes disciplinas y corrientes, con presencia en todo el mundo.

Que tu trabajo trascienda: Andy Warhol

¿Y quién no ha escuchado hablar del creador del pop art? El reconocido mundialmente Warhol aplicó congruentemente esta frase en su carrera, logrando inspirar a cientos de artistas a nivel mundial con su trabajo. Un diseño que trascienda en el tiempo es la mejor manera de hacer trascender tu nombre.

Sal de tu zona de confort: Paul Arden

Una gran recomendación es seguir el consejo del autor de diversos libros de superación personal y publicidad Paul Arden, quien además es responsable de grandes campañas de publicidad desarrolladas en el Reino Unido. Un lugar seguro representa hacer lo que todos hacen, y eso es a lo que el mundo se ha acostumbrado; el consejo es proponerse algo que sea inusual si lo que queremos es trascender más allá de la crítica.

No todo es buen diseño: Brian Reed

Brian Reed, es un escritor de cómics y además colaborador de Marvel y Halo, quien menciona que todo diseñador que se hace famoso es porque ha conseguido hacer un buen diseño. Si bien es cierto que el diseño se encuentra en todos lados, solo algunos creativos alcanzan diseños que logran conectar no solo con el público, sino con la estética y el arte.

No hay que confundir la simplicidad con baja calidad: John Maeda

John Maeda, es conocido por ser el fundador del Grupo de Computación y Estética del Medialab del MIT, y ha destacado la importancia de la simplicidad en el diseño. Para ello solo hay que crear algo que sea significativo sin que haya la necesidad de que se integren un gran número de elementos. Un gráfico que diga mucho con poco resulta más valioso que uno que haya sido creado en base a muchos elementos pero que no llega a expresar nada.